Cómo crear hábitos sanos para la vida

Nuestra vida depende de nuestros hábitos, es por eso que es muy importante qué es lo que hacemos y cómo lo hacemos. Según sean tus hábitos, será tu vida.

La buena noticia es que nosotros podemos elegir y dominar nuestros hábitos, podemos diseñar nuestras vidas a nuestro antojo. Decidiendo qué es lo que queremos hacer y mantener constantemente y asimismo desechar aquellas costumbres que no nos favorecen.

Instalar una rutina nueva no es fácil, sobre todo si requiere de un gran esfuerzo físico y/o mental. Para conseguirlo debemos persistir con esta rutina el tiempo suficiente para que nuestro cuerpo y mente se adapten.

Estas rutinas o hábitos son diferentes para cada persona según su objetivo personal. Los hábitos más comunes que generan un bienestar son:

  • El ejercicio, cada persona define sus días y horarios. Pero es muy importante que siempre sea parte de nuestra rutina ya que nos ayuda a mantener un ritmo de vida más sano.
  • El estudio, dependiendo de las exigencias de cada uno, es muy importante hacer del estudio un hábito para la vida, las recompensas que veremos a corto y largo plazo son beneficiosas.
  • La lectura, no a todos les gusta leer ¿Verdad?, es por eso que este hábito puede ser un poco más difícil que los demás, ya que requiere de mucho esfuerzo. Sin duda es un hábito que nos sirve para nuestro vocabulario, nuestra mente, para el colegio, la universidad y para nuestras vidas en general.
  • El ser consciente de nuestro espacio y entorno, probablemente no creas que este concepto sea un hábito, pero ¡Claro que lo es!, es de suma importancia el cuidado de nuestro alrededor, ya sea el colegio, nuestra casa, la casa de mi amigo o amiga e incluso las calles por las que transitamos. Esto al igual que muchas de nuestras rutinas y costumbres, se aprende.

En fin, ¡Hay muchos más! Puedes trabajar en lo que más necesites para tu vida.

Aquí hay algunos pasos para que crear un hábito no se nos haga tan difícil:

  • Decide que hábitos quieres formar. Todos tenemos el deseo de hacer un gran cambio y esperamos que sea lo más rápido posible. El problema es que queremos hacerlo en un solo día y lamentablemente no se puede. Todo tiene su proceso y su tiempo.
  • Establece un recordatorio para tu nuevo hábito. Estar motivado y tener mucha fuerza de voluntad no es suficiente. Ya que nos podemos olvidar, o dejarlo pasar. Un recordatorio es importante para que realmente hagamos aquello que nos estamos proponiendo.
  • Empieza desde lo más fácil hasta lo más difícil. Debes ir de a poco y empezar lento, así no te aburres y descartas la actividad a lograr.
  • Definir la recompensa o logro. Todos queremos sentir un logro. Que lo que hacemos tenga valor. Lo que decidamos hacer debe darnos un premio o recompensa, así cada vez que hagamos esta acción se nos hará más fácil y entretenido. La repetición es la CLAVE para formar un nuevo hábito.

No olvides disfrutar el proceso y muy pronto verás los resultados que tanto deseas.

“La excelencia no es una acción, es un hábito” Aristóteles.

Compartir en Facebook
Compartir por WhatsApp

Una fuerte comunidad educativa que trasciende el aula

Haz click en el botón para saber más de nuestra gran comunidad de alumnos, docentes y administrativos.

Otras noticias recientes

19-08-2022
Nuestra biblioteca celebró el Día de la Solidaridad
10-08-2022
Estudiante de 7° básico participó del Campeonato Nacional Juvenil de Halterofilia
05-08-2022
Investidura IVº Medios 2022
04-08-2022
Ensayos de Evacuación en caso de sismo o emergencia dentro del colegio